Max Caimán

Este muñeco constituye un ícono de infancia para todos aquellos que le rascamos la barriga (a costa de nuestros pulgares) en cada ocasión de gol de la Selección Colombia.

Autor: Colombia Ilustrada
Volver a la lista